Blog libre e independiente sobre televisión. Noticias, críticas y análisis de nuestra realidad catódica desde el criterio y la libertad.

2006/01/20

Telecinco, modelo de gestión económica


La mayoría de la programación de Telecinco es muy criticada por aquellas personas que buscamos huir de la ordinariez y la vulgaridad, pero es justo decir que desde un punto de vista económico, Telecinco es el modelo de empresa a seguir dentro de su sector. Es la empresas con mayores beneficios y mayor rentabilidad del sector, muy alejada de la situación de pérdidas en 2.004 y pequeños beneficios en 2.005 de Antena 3, y de la lamentable situación de quiebra de TVE, y todo ello con un menor número de empleados que el resto de sus competidoras y por supuesto sin las inyecciones de capital público que recibe TVE para paliar su nefasta gestión acumulada durante décadas.

Telecinco es capaz de conseguir estos pingües beneficios gracias a que combina muy bien en su product-mix (en este sector: la programación) las inversiones en productos de calidad y costosos, donde se garantiza una cuota de mercado de aquellos consumidores que buscan calidad, con productos de contenidos más “básicos”, orientados a un público que no le importa tanto esa calidad de programación, sino el entretenimiento puro y duro. Es precisamente en este posicionamiento donde Telecinco rentabiliza más sus recursos, ya que, es capaz de alimentar gran parte de su programación con la inversión realizada en un solo programa. Claro ejemplo es Gran Hermano, donde con una inversión media en dicho programa, surte de contenidos y personajes al resto de programación de la cadena, además a un bajísimo coste comparativo si tuviese que crear temas y contratar personajes de mayor caché. Así la rentabilidad de este tipo de productos (programas) es bajísima, lo que le permite invertir en productos de calidad contrastada y audiencia avalada en otros países, como por ejemplo en series como CSI, Embrujadas, campeonato de Fórmula 1, etc.

Así pues, Telecinco lleva a cabo una estrategia de posicionamiento de su product-mix bastante acertada, gracias a su estrategia de diversificación, que le reporta una rentabilidad muy superior a la de sus competidores.

Por ello, el modelo Berlusconi, desde un punto de vista económico, se impone al modelo Lara, o al modelo Polanco, sin mencionar al modelo público, otra cuestión es desde el punto de vista ético, cultural, social, etc., pero ahí ya entraríamos en el debate de si la televisión debe ser un negocio o un ente de interés público. Esto es algo que tendremos que discutir en este foro.

No hay comentarios: